viernes, 27 de septiembre de 2013

La Junta aprueba seis nuevos bienes de interés cultural en Zamora y provincia (Zamora)

 
C. G.
 
El Consejo de Gobierno de la Junta de Castilla y León aprobó ayer la declaración de Bien de Interés Cultural (BIC) de cinco iglesias, con categoría de monumento (San Frontis y San Isidoro, en Zamora; Nuestra Señora de la Asunción, en Fermoselle; La Invención de San Esteban, en Fuentelcarnero; y San Andrés Apóstol, en Olmo de la Guareña) y un yacimiento, «Cuesta del Viso» en Bamba, con categoría de zona arqueológica.
La iglesia de San Frontis fue uno de los templos restaurados en el programa Zamora Románica. Fundada a finales del siglo XII, del edificio original se conserva la nave septentrional y la cabecera, que destaca por su volumetría. Esta nave, constituye la parte del edificio más antigua, construida entre finales del siglo XII y principios del siglo XIII. La nave principal data del siglo XVI. También en la capital, la iglesia de San Isidoro (o Carmen de San Isidoro), de piedra arenisca de Zamora, data de finales del S. XII. Tiene una sola nave, cabecera cuadrada de gran dimensión y espadaña a los pies. El interior se reformó los siglos XVII y XVIII.
La iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, en Fermoselle se construyó en los siglos XII y XIII en estilo románico, que conserva en dos portadas. En época de los Reyes Católicos, se construye un atrio cubierto con bóveda de crucería. En el siglo XVI, la iglesia sufrió una importante transformación, pasando de tres naves a una y modificando totalmente su cubrición y en el siglo XVIII, se construyeron las bóvedas actuales y las construcciones adosadas por la cabecera hacia el lado la Epístola.
La Iglesia de la Invención de San Esteban, en Fuentelcarnero tiene fábrica original de estilo románico de los siglos XII y XIII. Su capilla mayor fue reformada en el siglo XVI, pero en la actualidad, se conservan dos naves, la nave central, la del lado norte, a la que antecede atrio cubierto de entrada.
Iglesia de San Andrés Apóstol, en Olmo de la Guareña (finales del XII y principios del XIII) es un ejemplo de albañilería románica bien conservada cuyo modelo guarda una clara relación con el foco Toresano y con la Iglesia de Santa Maria la Antigua de Villalpando. De época románica, se conserva la cabecera, el resto son construcciones posteriores, del XVIII y XIX.
Finalmente, el yacimiento «Cuesta del Viso», en Bamba, alberga un castro identificado con la antigua ciudad indígena prerromana de Arbucala que es recordada en la historiografía como un lugar atacado y asediado por Aníbal a finales del s. XII antes de Cristo. Es un asentamiento típico en altura fechado en la Edad del Hierro. El cerro se usó mucho más tarde como necrópolis, posiblemente de época bajo medieval, que debe relacionarse con la ermita de Nuestra Señora del Aviso, cuyas ruinas pueden aún verse en la superficie amesetada.
 

No hay comentarios: