martes, 21 de febrero de 2012

El aula arqueológica de Villalazán será un museo al aire libre con fines didácticos y turísticos (Villalazan, Zamora)

S. RAMOS, VILLALAZÁN A falta de concluir la adecuación de los accesos, el aula arqueológica El Alba es ya una realidad después de la intervención llevada a cabo por la Junta de Castilla y León sobre una de las zonas protegidas en las que se ubican restos de termas de origen romano que se identifican dentro de lo que fue una importante ciudad imperial en el término municipal de Villalazán.
La idea del aula que alberga este patrimonio es dar a conocer a los estudiantes y al público en general una parte del pasado de la provincia de Zamora relacionado con la reconquista romana y en torno a un asentamiento favorecido en su día por la fertilidad y bonanza del terreno y también por el cruce de caminos de la península ibérica.
«La Junta pretende con este tipo de inversiones, de 186.748 euros, consolidar, conservar e interpretar parte de este yacimiento, además de darlo a conocer y convertirlo en un foco de atracción turística» señaló el delegado territorial, Alberto Castro, que ayer visitó la instalación acompañado por los técnicos de Patrimonio y la alcaldesa de Villalazán, Maribel Perero.
Un armazón metálico protege al yacimiento con una techumbre y un tipo de celosía también metálica que ejerce de protección, y que permite visualizar perfectamente las piezas originales y la reconstrucción de las termas. Una serie de paneles informativos explican el yacimiento de manera autosuficiente de tal forma que cualquier persona puede visitar los restos sin necesidad de que haya empleados atendiendo la apertura de esta suerte de museo al aire libre.
Los vestigios arqueológicos que aparecen en este conjunto son solamente un pequeño referente de la riqueza que supuestamente pueda estar bajo tierra en la zona conocida como El Alba de la época imperial romana e identificada «por algunos autores con la ciudad de Albocela».
La extensión del asentamiento abarcaría cuarenta hectáreas de las cuales una de ellas fue adquirida en su día por la Junta de Castilla y León y al hacer precisamente un desmonte en la zona aparecieron abundantes hallazgos epigráficos además de numerosos sarcófagos procedentes de una necrópolis cuya ubicación se desconoce y las termas sobre las que posiblemente se asentara un edificio cuyo desarrollo se produjo en el siglo II después de Cristo, coincidiendo con el periodo de mayor expansión y ocupación de la ciudad de El Alba.
Su planta pertenece a unas termas de tipo romano provincial con dependencias como el vestuario, sala fría con su bañera, sala templada y caliente, también con bañera. Las habitaciones presentes en los vestigios pertenecen a la parte fría de la instalación, donde se identifican el vestuario, unas letrinas y una habitación circular que podría tener una fuente, además de restos de algunas habitaciones calientes y el lugar donde se localizaban las bocas de los hornos y las calderas que calentaban el edificio, señaló el equipo técnico de patrimonio de la Junta, representado ayer por la arqueóloga Hortensia Larrén y Luis Pichel.
El yacimiento se encuentra situado en la carrera que va de Villaralbo a Villalazán, poco antes de llegar a esta última localidad, a mano izquierda, si bien los accesos aún no están demasiado bien señalizados.
Larrén destacó la presencia de asentamientos humanos desde muy antiguo en la zona y concretamente en este espacio, de época prerromana a la altomedieval. Los vestigios son de una ciudad media, Arbocala, descrita por autores como Ptolomeo y por imágenes aéreas se ha descubierto también la existencia en la zona de un campamento romano de la importancia de Petavonium, explicó Larrén. En El Alba también se han encontrado enterramientos visigodos.

Fuente: La Opinión de Zamora: http://www.laopiniondezamora.es/comarcas/2012/02/21/aula-arqueologica-villalazan-sera-museo-aire-libre-fines-didacticos-turisticos/581501.html

domingo, 19 de febrero de 2012

Mazouco (Freixo de Espada á Cinta, Portugal)


En el Distrito de Bragança, dentro del Concelho de Freixo de Espada a Cinta de encuentra la localidad de Mazouco, situada en una zona elevada. En un abrigo localizado a orillas del río Duero, en una pronunciada pendiente que desciende desde la localidad de Mazouco hacia el propio río Duero, se encuentran plasmadas varias representaciones paleolíticas de caballos.
Se trata de manifestaciones grabadas sobre esquisto, de un trazo profundo y muy marcado. Con una gran naturalidad. Una de las más representativas es un caballo de más de 60 cm, el cual presenta numerosos rasgos naturalistas, como las pezuñas, la curva cervico - dorsal, el hocico, la crin, etc.
Cerca de esta zona se localizan también los grabados paleolíticos de Foz Côa, declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

viernes, 17 de febrero de 2012

La casa Soledad González expone 31 fotografías del yacimiento del Castillón (Benavente, Zamora)


J. A. G. El Centro Cultural Soledad González acogerá desde el 15 de marzo hasta el 30 de ese mes una muestra fotográfica de la Asociación Científico Cultural Zamora Protohistórica sobre el yacimiento tardoantiguo Excavaciones arqueológicas en el Castro del Castillón en Santa Eulalia de Tábara.
La exposición es un proyecto de divulgación científica centrado en los aspectos humanos, materiales y paisajísticos de la cotidianeidad del día a día de un yacimiento arqueológico real y excavado durante cinco campañas consecutivas desde el 2007 al 2011. Esta muestra fotográfica deriva del departamento divulgativo de la Asociación Científico Cultural Zamora Protohistórica que respalda la intención didáctica y de difusión de todas y cada una de las imágenes seleccionadas. Del mismo modo se enmarca en el Proyecto de Investigación y Difusión del Patrimonio Arqueológico Protohistórico de la Provincia de Zamora, afín a la asociación, que con cinco años de trayectoria avala el interés por la ampliación del conocimiento en el campo de la arqueología.
La exposición se compone de una serie de fotografías impresas sobre papel fotográfico tamaño DINA4, con refuerzo de cristal por ambos lados, pestañas metálicas, sin marco y sin numeración. El orden de las fotografías se ha especificado con un número correlativo asociado a una etiqueta que titula la imagen y posee el mismo número. Son en total 31 imágenes que pueden agruparse temáticamente en tres grupos: El trabajo arqueológico, arqueólog@s, y paisajes, según indican sus autores.
La muestra tiene como objetivos difundir la labor de investigación de los arqueólogos de Zamora protohistórica; dar a conocer el yacimiento tardo- romano de El Castillón, sito en Santa Eulalia de Tábara y fomentar la aproximación del público no científico a la Arqueología. También busca presentar el día a día del trabajo en el yacimiento y representar de una manera real y fiable la investigación arqueológica de campo; exponer el paisaje circundante y completar la labor de campo con la labor de divulgación.
En la organización de la muestra han colaborado IU y la Concejalía de Cultura.

Fuente: La Opinión de Zamora: http://www.laopiniondezamora.es/benavente/2012/02/14/casa-soledad-gonzalez-expone-31-fotografias-yacimiento-castillon/579858.html

En busca del nacimiento de las clases privilegiadas

El 18 de marzo de 2011, miles de sirios salieron a las calles de Derá para protestar contra la dictadura de Bashar al-Assad, que heredó el poder de su padre en 2000 sin pasar por las urnas. Por toda Siria ardieron aquel día los símbolos del poder, desde los tribunales de justicia a las sedes del Partido Baath, que ostenta el monopolio político.
La raíz de esta supremacía de unos pocos, y de todos los abusos de poder que existen en el mundo, podría encontrarse a tan sólo 40 kilómetros de Derá, en el yacimiento de Qarassa 3, donde un grupo de arqueólogos españoles cree haberse topado con "los primeros indicios de diferenciación social humana".
Dos de las 12 cabañas muestran una complejidad superior al resto
Hoy, Qarassa 3 es un montón de piedras en un secarral en el sur de Siria. Pero hace 13.000 años allí había un poblado de 12 cabañas, donde unas 50 personas se dedicaban a pescar percas, machacar trigo silvestre para hacer tortas, cazar conejos y recolectar raíces y frutos. Todavía eran grupos de cazadores-recolectores, pero empezaban a coquetear con la agricultura y la ganadería. En aquellas pocas casas, y en las de otros poblados similares, comenzó el experimento que cambió para siempre la organización social del ser humano. Tras más de dos millones de años de caza y recolección, la humanidad empieza a domesticar las plantas y los animales. Nace la agricultura y la ganadería, los oficios. Todo se complica y nacen las leyes. Y con ellas los que las dictan y los que se ocupan de que se cumplan. Nace el verdadero poder.
Lo sorprendente, explica el responsable de la excavación, Xavier Terradas, es que dos de las cabañas muestran un nivel de complejidad superior al resto. "Podemos encontrarnos ante un liderazgo incipiente", apunta el arqueólogo, investigador de la Institución Milá y Fontanals, del CSIC. Todas las relaciones complejas de poder, desde las monarquías hasta los trabajadores chinos explotados en condiciones penosas para fabricar teléfonos móviles, podrían haber nacido en este secarral hoy conmocionado por la revuelta siria.
A merced del expolio
Los natufienses ya coqueteaban con la agricultura y la ganadería
El poblado de Qarassa 3 pertenece a la cultura natufiense, que se extendió desde el río Éufrates hasta lo que hoy es Egipto hace entre 14.000 y 9.000 años. Jericó, en la actual Cisjordania, fue en su momento una aldea natufiense. Y esta cultura también realizó la primera estatuilla de dos personas manteniendo relaciones sexuales, la conocida como Los amantes de Ain Sakhri, una talla de calcita encontrada por un beduino en una cueva cercana a Belén. Lo excepcional de Qarassa 3 es que está casi tal cual. Es como una fotografía de un poblado natufiense. "Por primera vez hemos podido estudiar un poblado completo, como si estuviera fosilizado", señala Juan José Ibáñez, también de la Institución Milá y Fontanals.
Las 12 cabañas, de las que han desaparecido las techumbres vegetales pero se conservan las bases de piedra de sus muros, hablan a quien sabe escucharlas. Todas son circulares, de entre 12 y 16 metros cuadrados, pero dos de ellas, en la zona meridional del poblado, han llamado la atención de los investigadores. Una presenta paredes internas y una plataforma elevada. En la otra destaca una fosa y dos plataformas exteriores asociadas a la puerta de entrada. Para Terradas, esta estructuración del espacio interior es "un hallazgo clave en la historia de la arquitectura".
Un grupo de 50 personas que empezaba a abandonar el nomadismo necesitó crear nuevas reglas, así que en aquellas cabañas exclusivas pudo vivir una especie de protoalcaldes o protorreyes, pero todavía es muy pronto para asegurarlo. "Podemos estar ante una jerarquización social o ante espacios que se destinaban a un uso específico, a un artesanado incipiente", concede Terradas.
Esta cultura realizó la primera estatuilla de una relación sexual
Los investigadores del CSIC excavaron el yacimiento en 2010. Tenían previsto volver en mayo de 2011 para confirmar sus primeras hipótesis, pero estalló la revuelta siria y se quedaron sin permisos. Ahora, el yacimiento está abandonado y sin vigilancia, en un país sumido en el caos y con otras prioridades muy por delante de la investigación del periodo Epipaleolítico. "Para los pastores de la zona, Qarassa 3 sólo es un montón de piedras, pero puede sufrir un expolio. Como se ha visto en Irak, cuando hay un conflicto sufren las personas y sufre el patrimonio", lamenta Ibáñez.
Este arqueólogo cree que en Qarassa 3 empieza a nacer "una organización social compleja y una cierta autoridad, pero todavía se desconoce si fue individual o colectiva". Para Ibáñez, "todavía no es posible hablar de privilegios o de poder, pero sí de diferentes papeles en un grupo que empezaba a requerir decisiones complejas".
Aplausos y escepticismo
Eudald Carbonell, director del Instituto Catalán de Paleoecología Humana y Evolución Social, acaba de regresar de una visita a los poblados natufienses de Israel. Carbonell también ha documentado una estructuración del espacio en el Abric Romaní (Capellades, Barcelona), ocupado por grupos de decenas de neandertales hace 55.000 años.
A su juicio, en este y otros yacimientos mucho más antiguos que el de Qarassa 3 "ya se comienza a vislumbrar una diferenciación social, pero en los poblados natufienses empieza a ser evidente". El investigador catalán, que no participa en la excavación del yacimiento sirio, aplaude las propuestas de Ibáñez y Terradas. "Estas interpretaciones nos sirven a todos para avanzar en los procesos de análisis", añade.
El investigador Ignacio Márquez, que ha estudiado en Siria la necrópolis bizantina de Tall as-Sin, del siglo VI, y la ciudad de Tall Humeida, de 5.500 años, es más escéptico con las conclusiones de los arqueólogos de Qarassa 3. "Ojalá den la campanada, pero no parece que tengan indicios sólidos como para concluir que allí había diferenciación social", opina.
Para Márquez, experto en leer inscripciones antiguas del Instituto de Lenguas y Culturas del Mediterráneo y Oriente Próximo, también del CSIC, habría que esperar a yacimientos como el de Çatalhöyük, en Turquía, para hablar de "una verdadera separación de poder y clases sociales". Çatalhöyük fue, hace unos 7.000 años, uno de los primeros centros urbanos de la historia, con más de 5.000 habitantes. Pero incluso en esta primera ciudad todavía se discute si existieron clases sociales, ya que no se han encontrado viviendas especialmente pomposas. "Y entre Qarassa 3 y Çatalhöyük pasaron miles de años", subraya Márquez.

Fuente: Público: http://www.publico.es/ciencias/422271/en-busca-del-nacimiento-de-las-clases-privilegiadas

martes, 14 de febrero de 2012

Arqueólogos españoles hallan una veintena de momias y un sarcófago en Egipto



Un equipo de arqueólogos de la Universidad de Jaén (UJA) ha encontrado una veintena de momias y un sarcófago de madera en las excavaciones que desde hace un mes lleva a cabo en la necrópolis de Qubbet el-Hawa en Asuán (Egipto), un complejo funerario con cuatro milenios de historia.
Se trata de la cuarta campaña de excavación de este equipo de investigadores que dirige el profesor de Historia Antigua de la UJA Alejandro Jiménez Serrano, ha informado la universidad en una nota.
Las principales joyas de este hallazgo arqueológico son una gran tumba, construida por un gobernador provincial de la XII Dinastía (1830 a.C.), y un sarcófago de madera en el que fue enterrado un personaje de alto rango.
También se han encontrado otras dos tumbas menores en el exterior del gran complejo funerario que este equipo excava desde 2008.
En total, en esta cuarta campaña arqueológica que se prolongará hasta el próximo 3 de marzo, participan diecisiete investigadores de distintas disciplinas y universidades (Jaén, Granada y Londres).
Escaneo de piezas en 3D
La formación de un equipo multidisciplinar "ha permitido no sólo centrarse en aspectos puramente arqueológicos o históricos, sino también desarrollar nuevas técnicas, como RTI o el escaneo de piezas en 3D, que ayudan en la lectura de los textos jeroglíficos con una mayor exactitud", explica Jiménez.
El RTI o 'Reflectance Transformation Imaging' consiste en capturar la superficie de un objeto con gran detalle a partir de imágenes en alta resolución, un sistema que permite digitalizar documentos antiguos y facilitar su consulta por académicos de todo el mundo.
Esta es la primera vez que se combinan ambas tecnologías en un proyecto arqueológico, lo que permite que ya se estén procesando los primeros resultados en la Universidad de Jaén, "un salto cualitativo y metodológico que sitúa a esta Universidad a la vanguardia de las investigaciones arqueológicas en todo el mundo", destaca Jiménez.
Necrópolis de Qubbet el-Hawa
En los próximos días, los investigadores llegarán a los niveles más antiguos de la tumba, donde hay evidencias claras de la presencia de más cámaras "quizás intactas", apunta el profesor.
La necrópolis de Qubbet el-Hawa en Asuán es una de las más importantes de Egipto, en la que desde la VI Dinastía (2250 a.C.) recibieron sepultura los más altos funcionarios de la provincia más meridional del país árabe.
Dada la situación estratégica de la zona, sus responsabilidades en las relaciones con el Desierto Oriental, las rutas de comunicación con el Desierto Occidental y, sobre todo, los contactos con Nubia -región situada en el sur del país y el norte de Sudán-, permitieron a estos nobles jugar papeles decisivos en las relaciones internacionales y comerciales de Egipto.
Por lo que se sabe hasta el momento, la necrópolis fue utilizada ininterrumpidamente desde la VI Dinastía hasta finales de la XII Dinastía (1800 a.C.), aunque hay tumbas y enterramientos de periodos posteriores.
Qubbet el-Hawa destaca sobre todo por la cantidad y calidad de las biografías de los personajes enterrados.

Fuente: El Mundo: http://www.elmundo.es/elmundo/2012/02/13/ciencia/1329159153.html

lunes, 13 de febrero de 2012

Un 'boli' de hace 22 siglos (Alicante)




El equipo de arqueología del ayuntamiento de Villajoyosa ha descubierto un 'stylus' de hueso o punzón para escribir en tablillas de madera encerada, considerado de gran valor arqueológico, en el yacimiento de Les Ribetes, según han informado este lunes fuentes municipales.
Dicha pieza, que data de los siglo II-I a.C., simboliza la transición de la época íbera a la romana y ha aparecido en un silo circular de 1,8 metros de diámetro, fechado hacia finales del siglo II antes de Cristo, perteneciente a la fase más antigua del yacimiento.
Estas excavaciones arqueológicas se llevan a cabo a raíz de que comenzaran las obras del gran colector de aguas pluviales en el centro de la ciudad.
Un extremo del 'stylus' tiene forma de punzón para escribir y el otro es como las gomas de borrar: tiene una superficie biselada plana para aplastar lo escrito en la cera y así borrarlo.
Cambio de época
Esta pieza revela un momento histórico en que se estaba viviendo el paso de la época íbera a la romana, puesto que el 'stylus' es un instrumento romano.
'Stylus' hallado en La Vila. | E.M.
Los silos son grandes hoyos excavados en el suelo, enlucidos de arcilla y quemados para endurecerla, donde se almacenaba grano tostado para conservarlo durante el año.
Cuando se abandonaban, se rellenaban con todo lo que se tenía a mano, por lo que suelen dar objetos muy interesantes: el citado 'stylus' de hueso.
Éste se une a otros dos magníficos 'stylus' decorados de bronce de Vilamuseu, uno de los cuales se encuentra en préstamo, representando a Allon (Villajoyosa), en la sala del Museo de Prehistoria y de las Culturas de Valencia dedicada a las diez ciudades romanas de la Comunidad Valenciana", ha explicado el concejal de Patrimonio Histórico, José Lloret.
Los sondeos arqueológicos que se realizaron en 2011 previos a las obras del gran colector de pluviales permitieron descartar la excavación arqueológica de aproximadamente el 90 % de la superficie de las obras, según las mismas fuentes.

Fuente: El Mundo: http://www.elmundo.es/elmundo/2012/02/13/alicante/1329130454.html

jueves, 9 de febrero de 2012

La Cueva de los Enebralejos (Segovia)




La Cueva de los Enebralejos se localiza en el Karst de Prádena, es un ejemplo interesante de formación de estalactitas y estalagmitas, dando lugar a una espectacular gama de colores. Tiene una longitud total de 3700 m. Fue descubierta en 1932.
Se constata al menos una ocupacion de esta cueva desde época Calcolítica, de la cual se conocen enterramientos. El acceso actual fue abierto hace pocos años, sobre el que se construye una estructura en los años 80, si bien en su época original contaba con otros distintos. El enclave ofrece una Necrópolis de inhumación calcolítica iniciada en el momento antiguo de ese periodo con tres momentos de ocupación y un importante conjunto de pintura y grabados situados fundamentalmente en la Sala del Santuario. Según Municio y Piñón (1990) las superposiciones registradas en los paneles corresponderían a tres fases sucesivas.: la primera con pinturas en negro, la segunda con grabado ancho con sección en U, la tercera caracterizada por grabado fino en V.
En la llamada Sala II se reconocen pinturas negras y técnica uniforme (a base de trazos
lineales que adelgazan progresivamente) representando dos esquemas antropomorfos,
cuadrúpedo indeterminado, cuadrúpedo acéfalo y restos de pintura inconexos.
La Sala Del Santuario o Sala III alberga el mayor número de paneles, con grabados
principalmente, representaciones en zig-zag, semicírculos concéntricos o pareados, en
menor número pectiformes, arborescentes, esteliformes, escasos antropomorfos muy
esquemáticos. Motivos que aparecen enmarañados, acumulados en el panel,
interpretados en ocasiones comos demarcaciones o señalizaciones topográficas de
lugarLos materiales del interior de la cueva se centran en cerámica de buena factura con
acabados esmerados, espatulados y bruñidos, en general no decorados. Entre las formas
más características dominan los cuencos semiesféricos o esferoidales, si bien aparecen
vasijas de perfil en "S" con cuellos vueltos así como alguna pieza tipo fuente o plato
ampliamente exvasado. Son nulas las piezas carenadas. Las decoraciones más
representativas se desarrollan sobre el perfil en "S"; se trata de cordones con
digitaciones, formando bandas o guirnaldas en los vasos grandes donde se combinan
con mamelones de escaso resalte. Hay series paralelas de ungulaciones o digitaciones
recorriendo panzas y labio, donde también distinguimos decoraciones impresas. La
industria lítica tallada, en su mayoría del exterior de la cueva, está representada por
hojas de sección triangular o trapezoidal (retocadas casi en todo su entorno) con
raspadores en extremo y puntas de flecha (aletas y pedúnculo, triangulares con
pedúnculo, romboidales). Hachas pulimentadas de fibrolita (rectangulares) y azuelas
triangulares o trapezoidales. Molinos y molenderas de granito y gneiss.
Abundante industria ósea con punzones sobre ovicápridos con algunas espátulas y un
cincel sobre asta de ciervo.es con sentido especial o simbólico.


http://www.cuevadelosenebralejos.es/web/?p=inicio

Para más información: Junta de Castilla y León: http://servicios.jcyl.es/pweb/downloadDocumento.do?numbien=11404&numdoc=68984

Datos extraídos de las fichas de inventario. Autor: Arellano/Barrio/Lerín/Ruiz/Tarancón
Bibliografía: CABELLOS, E./ GOMEZ, E./ LLOBET, A. (1966): "Grabados
esqumáticos de la cueva de Prádena". IX Congreso Nacional de Arqueología
(Valladolid, 1965). Zaragoza. pp. 166-174.; MUNICIO, L. / ZAMORA, A. (1989):
"Notas sobre grabados y pinturas asociados a necrópolis colectivas calcolíticas: los
conjuntos de las cuevas de Los Enebralejos y de La Vaquera (Segovia)" Trabajos de
Prehistoria, 46. Madrid. pp. 271-278.; MUNICIO GONZALEZ, L. J./PIÑÖN
VARELA, F. (1990): "La Cueva de los Enebralejos (Prádena, Segovia)", Revista
Numantia III, Arqueología en Castilla y León, Valladolid, pp. 351-362.; MUNICIO
GONZALEZ, L. J./PIÑÖN VARELA, F. (1988): " Programa de documentación y
estudio de la Cueva de los Enebralejos (Prádena, Segovia)", Actas de I Congreso
Internacional de Arte Rupestre (Caspe, 1985), Zaragoza.; RUIZ ARGILES, V. (1976):
"Cueva y poblado de los Enebralejos (Prádena, Segovia)", N. A. H. Prehistoria VI,
Madrid, pp. 271-280.; SOS, V. (1932): "La Cueva de Prádena", Boletín de la Sociedad
de Historia Natural., Tomo XXII, pp. 161 y 263.

miércoles, 8 de febrero de 2012

«Hay que aprender a poner en valor los yacimientos arqueológicos»


B. BLANCO GARCÍA «Por el honor de los vacceos» es la primera novela del arqueólogo vallisoletano Roberto Losa Hernández, una aventura con base histórica que adentra al lector en la vida de estos pobladores de la meseta norte de la península.

-¿Cómo da el paso un arqueólogo para adentrarse en la ficción?

-Todo viene porque laboralmente me dedico a proyectos culturales, donde la divulgación del patrimonio cultural tiene un peso importante. Uniendo mi profesión original y mi gusto por toda la España prerromana surgió ese germen para intentar una novela.

-¿Ha sido complicado ese necesario cambio de registro?

-Sorprendentemente, no me ha resultado muy difícil. Estoy acostumbrado a escribir para que la gente comprenda procesos arqueológicos que son realmente complicados, así que en ese sentido, ha sido bastante sencillo. Otro tema es el creativo, inventarse la historia, aunque ha salido todo rodado.

-¿La elección de novela histórica viene dada por el auge de este género entre el público?

-Sobre todo viene dada por mis gustos personales por la novela histórica, que es el 80% de la literatura que leo. Y al ponerme a ello, también pensé que sería lo que mejor podría salir, a pesar que ha habido otros intentos, que quedarán en el fondo del escritorio.

-¿Y cómo surgió elegir al pueblo de los vacceos como protagonista?

-No hay ninguna novela sobre este pueblo prerromano que vivía en el centro de Castilla y León y fue un revulsivo para escribir algo. Quizá se deba a que es uno de los pueblos más desconocidos dentro del panorama científico y arqueológico. Siempre han estado en un segundo plano y es desde hace unos años cuando científicamente se está empezando a desarrollar su investigación.

-¿A qué tipo de lector va dedicada su novela?

-Al público en general. De hecho, tiende estilísticamente a ser una novela breve, porque quería hacerla así, para que llegase sobre todo a los poco habituados a la novela histórica e intentar que se conociera esta parte de nuestro pasado común.

-¿Por qué es tan poco conocido este pueblo?

-El problema de los vacceos es que sus restos arqueológicos no han sido de gran interés mediático. No son las murallas de Ulaca en Ávila, los berracos o las ruinas de Numancia. Lo que se conoce de ellos es básicamente a través de una arqueología que se ha desarrollado en los últimos veinte años y que se reactivó a mediados de los noventa con la reapertura del yacimiento vallisoletano de Pintia, en Padilla de Duero. El problema es que era un pueblo ágrafo, que carece de documentos escritos y sus restos arqueológicos han sido muy poco vistosos.

-¿Cuál es su importancia en Castilla y León?

-El principal factor de importancia de este pueblo es que abarcaba la totalidad de la provincia de Valladolid, pero también parte de la de León, Palencia, Burgos, Segovia, Ávila, Zamora y Salamanca, es decir, ocho de las nueve provincias de la región. Por lo tanto, estamos hablando de unos antepasados comunes.

-¿Queda mucho camino para descubrir más sobre ellos?

-Todavía falta ese hallazgo definitivo que haga dar el salto a este pueblo para su divulgación. Llegará seguro, pero hasta ese momento, todos los restos son interesantes, sobre todo para un arqueólogo.

-Su principal trabajo ha sido el de la divulgación y estudio del patrimonio en Castilla y León, ¿cómo los valora?

-Creo que se está en el camino adecuado, aunque falta mucho por hacer. Nosotros hemos trabajado mucho en el tema de centros de interpretación o intervenciones directas del patrimonio en yacimientos arqueológicos. Lo cierto es que es todo un reto profesional intentar acercar todos estos conceptos arqueológicos, que tienen un alto contenido científico y que son muy complicados, a la gente, pero en eso estamos.

-¿Se reconoce la riqueza de los yacimientos arqueológicos en Castilla y León?

-Quizá el problema es que parece que en Castilla y León al final solo trasciende Atapuerca, las Médulas y poco más, pero se calculan más de treinta mil yacimientos catalogados en la región, aunque no todos son visibles ni tienen infraestructuras para visitarlos. Pero si se hace con cabeza, puede llegar muy bien a la gente.

-¿El largo camino que todavía queda se puede ver frenado por las consecuencias de la crisis en este campo?

-Todo esto depende de administraciones públicas y cuando hay recortes, lamentablemente, de la cultura es de lo primero que se suele prescindir. Hay que fijarse en lo que se hace en Europa, donde se ponen en valor los yacimientos de una manera mucho más atractiva y se convierten en un importante recurso económico.

Valladolid, 1974

Roberto Losa Hernández es licenciado en Arqueología e Historia Antigua por la Universidad de Valladolid. Su labor profesional se centra en el desarrollo de proyectos culturales en «Sercam», una empresa donde trabaja gente de todo Castilla y León y que está especializada en el tratamiento de recursos culturales. Su trabajo allí, desde hace ya doce años, se centra principalmente en proyectos museográficos y expositivos. Con «Por el honor de los vacceos» se inicia en el mundo de la literatura de la mano del ilustrador José Ramón Almeida. Aunque reconoce que son muchos los lectores que le están pidiendo ya una segunda parte de su primera obra, el próximo proyecto literario de Losa Hernández estará ambientado en la Castilla y León del siglo XVIII.

Fuente: La Opinión de Zamora: http://www.laopiniondezamora.es/zamora/2012/02/08/hay-aprender-poner-yacimientos-arqueologicos/578396.html

¿La obra de arte más antigua de la Humanidad?


Seis pinturas rupestres de la Cueva de Nerja (Málaga) que representan a varias focas podrían tener una antigüedad de al menos 42.000 años, lo que las situaría como una de las obras de arte más antiguas de la humanidad. Además, la importancia antropológica del hallazgo podría ser aún mayor porque no habría sido realizada por 'Homo sapiens', sino por neandertales, según varios expertos.
El profesor de la Universidad de Córdoba José Luis Sanchidrián, que dirige un proyecto de conservación de esta cueva, ha explicado que la datación hace más de 42.000 años de restos orgánicos hallados junto a las pinturas existentes en la galería alta indica que estos elementos podrían constituir la representación artística más antigua del mundo.
Pero lo que sería aún más revolucionario es que todos los datos científicos actuales apuntan a que esas pinturas fueron llevadas a cabo por el 'Homo Neanderthalensis', "lo que supone un bombazo académico", según Sanchidrián, ya que hasta ahora todo lo relacionado con el sentido estético se atribuía al 'Homo Sapiens'.
A raíz del análisis de los sedimentos de la cueva, se mandaron a datar a Miami (Estados Unidos) restos de carbones aparecidos a diez centímetros de las pinturas, unas pruebas que han arrojado una antigüedad de entre 43.500 y 42.300 años.
Esos carbones estarían relacionados con la iluminación de las pinturas, bien para realizarlas o bien para verlas, lo que supondría que pueden ser incluso más antiguas, y esa fecha "corresponde a neandertales, por lo que se nos abre una expectativa increíble", ha apuntado el experto.
Proyecto paralizado
"Los carbones están al lado de las focas, que no tienen parangón en el arte paleolítico, y sabemos que los neandertales comían focas", ha precisado Sanchidrián, que ha insistido en la necesidad de datar un pequeño velo o película formada sobre las pinturas para conocer su fecha exacta.
Sin embargo, actualmente los trabajos están paralizados por la falta de recursos económicos y la ausencia de un gerente al cargo de la Fundación Cueva de Nerja.
Para el conservador de la cueva y coordinador del proyecto multidisciplinar, Antonio Garrido, era fundamental intentan datar los restos orgánicos existentes junto a las pinturas, y de coincidir las fechas "se abrirían muchísimos interrogantes".
También está sobre la mesa la posibilidad de que las pinturas fuesen obra de 'sapiens', pero para Sanchidrián, eso es "mucho más hipotético", ya que no existen pruebas de que nuestra especie irrumpiera en la Península Ibérica de sur a norte, "ni tampoco existen muestras similares de arte en el norte de África".
Cabe la posibilidad de estar ante la primera obra de arte de la humanidad y además, de que no esté hecha por 'sapiens', y eso sería un "cambio radical", puesto que hasta ahora, la Historia del Arte dice que "el arte es consustancial a nosotros, a los 'sapiens', porque somos los que pensamos", ha añadido.
Los investigadores consideran que esta gruta, uno de los últimos puntos del Sur de Europa en el que se refugiaron los neandertales, esconde la clave de la desaparición de esta especie.

Fuente: El Mundo: http://www.elmundo.es/elmundo/2012/02/07/ciencia/1328619357.html

La cueva de Nerja pelea por sus neandertales (Málaga)


Hace 43.000 años, los neandertales se adentraron en la cueva de Nerja (Málaga), una catedral con enormes bóvedas cubiertas de estalactitas. Armados con antorchas alcanzaron las partes más profundas y se detuvieron en una cámara tan angosta que sólo dejaba sitio para un hombre. Alumbrado por el fuego, el humano hizo seis dibujos en las paredes de roca. En trazos gruesos y rojos pintó seis formas hinchadas y dispuestas en hilera sobre la columna húmeda de la estalactita como si fueran en procesión.
Esta narración, aún sin pruebas suficientes para convertirse en realidad, acaba de encender una nueva polémica científica. El origen es una nueva datación de carbón recogido en la cueva y que arroja una antigüedad inusitada. Las muestras más viejas corresponden a fragmentos tomados al pie de aquellas pinturas abultadas que, según los estudiosos de la cueva, representan seis focas.
"Tenemos dos dataciones de 43.000 y 45.000 años", asegura a este diario José Luis Sanchidrián , profesor de Geografía de la Universidad de Córdoba y director del proyecto de investigación de la cueva. "Ateniéndonos a las fechas y los paradigmas de poblaciones de Europa por los sapiens, esos carbones los llevaron allí los neandertales", explica Sanchidrián.
El investigador dice que los datos suponen "una revolución". Si realmente las pinturas tuvieran esa antigüedad, serían de largo las más antiguas de Europa. Más aún, si realmente fueron los neandertales quienes las pintaron, las figuras de Nerja serían las únicas imágenes pintadas por esta especie que se conocen y demostrarían que los primos de los sapiens conocían el arte.
El tirón de la propuesta ha sido tal que algunos se han tirado a la piscina sin saber si hay agua. El primero en hacer la carpa ha sido Manuel Pimentel, exministro de Trabajo con Aznar y gran aficionado a la arqueología. "Es un descubrimiento cósmico", aseguró Pimentel durante una entrevista con Iker Jiménez para el programa Cuarto Milenio, en la que no dudó de que las pinturas de Nerja eran cosa de neandertales. "Yo convivo con los neandertales en muchas grutas, en muchas cuevas", añadió, enigmático.
Las imágenes de seis focas podrían ser el primer caso de pintura neandertal
La propuesta de Sanchidrián puede no ser descabellada, pero carece de base científica. Para tenerla, sus datos deben publicarse en una revista y ser contrastados, algo que aún no se ha hecho porque, según explica el profesor, su equipo "quiere datar más muestras" para hacer un "corpus contundente". Hasta entonces, sus hipótesis no son más que "palabras que se lleva el viento", según Antonio Rosas, investigador del CSIC experto en los neandertales desenterrados en la cueva de El Sidrón, en Asturias.
Los dibujos supuestamente neandertales de las estalactitas de Nerja fueron descubiertos en 1970. Para llegar a ellos hay que abrirse camino un kilómetro cueva adentro y son necesarias cuerdas y equipo de espeleología, explica Antonio Garrido, conservador de la cueva y presidente del instituto de investigación adscrito a ella. El lugar, de acceso restringido, es como un santuario "al que no se llega por casualidad" y cuya angostura contrasta con los grandes volúmenes de esta cueva de 300.000 metros cúbicos. Ante aquellas formas ambiguas, los investigadores bautizaron el lugar como "camarín de los pisciformes". Después se interpretó que eran en realidad seis focas.
"Sus características formales resultan únicas en todo el universo del arte paleolítico, no tienen parangón con nada", resalta Sanchidrián. "Las fechas nos dicen que los neandertales estuvieron arrastrándose en el minúsculo camarín de las focas de Nerja y esto es un bombazo", celebra.
"No me sorprendería que fuese así, pero no es lo más plausible", dice un experto
El conservador de Nerja no tiene las manos vacías. Además de las nuevas dataciones, en la cueva de Nerja han aparecido "raederas neandertales", según Garrido. Además hay abundantes restos de animales, incluidas focas. "Este era un lugar para comer y descansar", apunta el conservador. Por ahora, no hay huesos de neandertal, y sí de Homo sapiens posteriores. Sí hay neandertales en Zafarraya, otro yacimiento a unos 18kilómetros datado en unos 30.000 años. Más al oeste, en Gibraltar, vivieron neandertales hasta hace unos 28.000 años. Después la especie desaparece dejando tras de sí uno de los mayores casos sin resolver de la evolución humana.
Probar que el camarín lo pintaron los neandertales sería demostrar que esta especie conocía el arte, algo que, por ahora, sigue reservado a los sapiens. Otras capacidades simbólicas, como el uso de adornos y tintes cosméticos, sí han sido demostrado en yacimientos españoles como la cueva de los Aviones, en Murcia.
"No me sorprendería que esas pinturas fuesen neandertales", opina Javier Baena, investigador de la Universidad Autónoma de Madrid. "El problema es que no es la opción más plausible, sino la más rompedora", matiza el investigador, que está buscando restos neandertales en Higueral-Guardia, otro yacimiento malagueño. "Los trazos de Nerja dejan una interpretación formal muy abierta y, si fueran focas, no serían las únicas, ya que existen interpretaciones similares en arte rupestre del Cantábrico", advierte.
Según el director de la investigación de la cueva, los datos son "una revolución"
Las dataciones de Nerja son por ahora una excepción que no tumba la regla. De las 34 dataciones que se han hecho aquí hasta la fecha, sólo cuatro han arrojado las épocas tempranas que permitirían asociar las pinturas del camarín a los neandertales, según Garrido. Otras dataciones anteriores de las pinturas habían arrojado hasta ahora fechas de unos 24.000 años, añade.
El experto reconoce que de las muestras de carbón del suelo a las pinturas y su autor hay un gran trecho. De hecho, puede que hubiese allí alguien con una antorcha hace 43.000 años y que después fueran otros los que pintasen las paredes.
"No es descabellado que esta zona fuese un último reducto neandertal", señala Garrido, que no pone la mano en el fuego: "Nosotros no hemos dicho que sean neandertales", asegura.
Falta financiación
Si algo tiene claro Garrido es que en Nerja "se cuece algo musteriense [el tipo de herramientas neandertales]". Los investigadores quieren realizar una nueva datación más precisa de las pinturas. Los pigmentos de óxido de hierro con las que están hechas no se pueden datar directamente, ya que se destruiría la pintura, explica Sanchidrián. "Queremos datar una pequeña capa de calcita que cubre algunos trazos, eso sería ya definitivo", apunta el experto. Además hay aún otras muestras orgánicas que deben aún ser datadas y que podrían contribuir a inclinar la balanza a favor de los neandertales.
Todo eso depende de una financiación que en la actualidad está congelada. "El proyecto está paralizado por falta de subvención", señala Sanchidrián.
El parón se debe al cambio de gerente de la Fundación Cueva de Nerja, que es la encargada de financiar la conservación gracias al dinero que aportan las entradas que se cobran al público. El nombramiento del nuevo gerente corresponde al nuevo subdelegado del Gobierno nombrado por el PP. Hasta entonces, los investigadores están usando parte del presupuesto aprobado en 2009 para pagar "análisis", concluye Garrido.

Fuente: Público: http://www.publico.es/ciencias/420909/la-cueva-de-nerja-pelea-por-sus-neandertales

Turismo y arqueología en el Mediterráneo (ss. XIX-XX)


Turismo y arqueología en el Mediterráneo (ss. XIX-XX)

9 febrero 2012

Jornadas de estudio

Coord. : MYRIAM BACHA, HABIB KAZDAGHLI, COLETTE ZYTNICKY
Org. : UMR 5136 (FRAMESPA, Toulouse II), Institut de recherche sur le Maghreb contemporain (Tunis), École des hautes études hispaniques et ibériques (Casa de Velázquez, Madrid), Université de la Manouba (Tunis)


http://www.casadevelazquez.org/es/investigacion/novedad/turismo-y-arqueologia-en-el-mediterraneo-ss-xix-xx-1/

martes, 7 de febrero de 2012

Los vestigios del paso árabe, en Madrid

Un conjunto cerámico integrado por una ollita pintada, dos jarros decorados y otros dos bruñidos, procedentes del solar del Consejo Consultivo cuatro de ellas y una de las excavaciones del solar de la calle Caballeros, datados entre los siglos VIII y IX, conforman la representación del Museo de Zamora en la exposición «711. Arqueología e historia entre dos mundos», abierta en el Museo Arqueológico Regional de la localidad de Alcalá de Henares hasta el próximo 1 de abril.
En esta muestra se exhibe por primera vez parte de los hallazgos realizados en las excavaciones realizadas en el solar sobre el que se ha erigido el edificio del Consejo Consultivo que atestiguan que Zamora tuvo el asentamiento árabe más importante del norte de la Península.
En este yacimiento se descubrió un importante volumen de cerámica y restos de la etapa Andalusí que han hecho pensar a los expertos en un establecimiento de importancia para los invasores de la Península Ibérica. El elevado número de utensilios hallados también reveló que los artesanos se asentaron en Zamora. Una de las hipótesis barajadas es que el espacio formaba parte de la zona central defensiva y que los alfares estuvieran situados en zonas como la de Olivares y el Campo de la Verdad, por su proximidad con los arroyos de Valorio y de Valderrey.
A través de piezas arqueológicas y otros recursos, como imágenes, textos y audiovisuales, la muestra madrileña acerca al visitante los procesos históricos que se produjeron en el año 711, fecha de la invasión árabe, así como sus antecedentes y los que ocurrieron con posterioridad. Junto a piezas de Zamora se exhiben elementos de distintos centros de España y Portugal como el conjunto arqueológico de Madinat al-Zahra, de Córdoba, del Museo Arqueológico de Alicante, el de Almería, el Arqueológico Nacional o el Museu do Carmo, en Lisboa, entre otros.

Fuente: La Opinión de Zamora:
http://www.laopiniondezamora.es/zamora/2012/02/07/vestigios-paso-arabe-madrid/578147.html

Los tesoros exiliados del arqueológico de Granada


Abarcan desde los neandertales hasta el reino nazarí y estaban primero reservados del deterioro y los ojos curiosos y luego huérfanos de museo que los expusiese. Son los tesoros arqueológicos de Granada, pedazos de Historia que tienen quien los cuide pero no quien los vea: el cráneo del niño de la Carigüela, el tesoro de Benalúa... Un total de 83 piezas del Museo Arqueológico de Granada, condenado a la itinerancia por la crisis, que rescata el Museo CajaGranada después de que algunas de ellas llevasen casi cuatro décadas sin ser expuestas al público.
La Casa de Castril, antigua propiedad de los Hernández de Zafra, ubicada en plena Carrera del Darro, entre Plaza Nueva y las faldas de la Alhambra, cerró hace ya casi dos años a causa de las humedades y el deterioro patente del edificio, que ponían en peligro su propia integridad y la conservación de las piezas en el guardadas. Ya la mayoría eran reproducciones mientras los originales se custodiaban a mejor recaudo.
La Fundación Legado Andalusí rescató entonces los fondos del Arqueológico. El Legado tiene su sede en el Parque de las Ciencias, como quien dice, vecino del Centro Cultural CajaGranada. El Museo Memoria de Andalucía, una infraestructura imponente pero a la que las apreturas de la crisis tienen casi sin programación, porque la Obra Social depende de los beneficios de las cajas y las cajas, no hace falta recordarlo demasiado, ahora mismo no tienen muchos beneficios.
Dos necesidades que se han unido para que la exposición 'Tesoros de Granada. Fondos selectos del Museo Arqueológico' recupere para el gran público una serie de piezas de gran valor histórico, que abarcan más de 10.000 años de Historia y que no sólo estaban ocultas por los problemas de la Casa de Castril, sino que llevaban 40 años ocultas y en conservación. El caso más llamativo, el del hueso frontal infantil de neandertal encontrado en la cueva de la Carigüela de Píñar.
El visitante, a través de un recorrido dividido por periodos históricos, empezará su andadura en el Neolítico, junto a los más antiguos utensilios de labranza recuperados de la Vega de Granada, para pasar los espacios dedicados a las culturas navegantes y comerciales de los fenicios, los griegos y los cartagineses.
En estas zonas se encuentran alabastros de origen egipcio, objetos púnicos o griegos, que dan fe, según los organizadores de la muestra, del desarrollo de las culturas que colonizaron las costas españolas del Mediterráneo. La cultura ibérica-bastetana, muy destacada en la provincia de Granada, también cuenta con piezas como un caldero tartésico-orientalizante, símbolo de riqueza, prosperidad y abundancia.
En cuanto a la época romana y de la primera Granada católica, bizantina y visigoda, se exhibe un tesorrillo de denarios encontrado en el municipio de Cogollos de Guadix, el llamado Tesoro de Benalúa. Como colofón, hay sitio asimismo para la cultura de Al Andalus, con una destacable serie de objetos como una lámpara de Medina Elvira, un Jarrón de Antequera o fastuosos paneles de azulejos nazarís, aunque sea una fenomenal ballesta nazarí la que atrape las miradas.

Fuente: El Mundo: http://www.elmundo.es/elmundo/2012/02/06/andalucia/1328555565.html

La Fundación Las Médulas potenciará la galería de Orellán abriendo otro tramo


El patronato de la Fundación Las Médulas celebró reunión en Ponferrada y en ella aprobó las actuaciones para este año y el presupuesto, cifrado en unos 105.000 euros. Entre las iniciativas más destacables por lo llamativas se encuentra el potenciar y revalorizar la visita a la galería de Orellán, a la que los turistas entran por el municipio de Borrenes y que da salida a una impresionante balconada sobre el núcleo central de lo que fue la explotación aurífera y zona de mayor atractivo turístico.
Según explicó ayer el director de la Fundación, Miguel Lage, en colaboración con la Administración central y con el Ayuntamiento de Borrenes se pretende aplicar una iluminación dentro de la galería de Orellán para garantizar una mínima seguridad a lo largo del recorrido para los visitantes. Será con energía que se espera obtener de la colocación de placas solares.
Pero lo más destacado es que se ampliará el recorrido de la galería de Orellán, abriendo alguna de las bifurcaciones que parten del recorrido central hacia los lados. Varias de estas galerías secundarias se encuentran cerradas y bloqueadas al público, precisamente por motivos de seguridad. Pero, ahora se ha valorado la posibilidad de abrir una de ellas, en un recorrido de pocos metros, que permitirá al turista o persona interesada en conocer más sobre la explotación aurífera apreciar cómo los trabajadores picaban en la galería con los utensilios de hace siglos. «Se podrán apreciar las picadas en la galería, se podrán contemplar de cerca las marcas originales de aquellos trabajos en la cueva de Orellán», puso de manifiesto el portavoz de la Fundación Las Médulas. También se estudiará la posibilidad de aplicar mejoras para una visita autoguiada con paneles retroiluminados. En toda esta iniciativa se baraja una inversión de poco más de 80.000 euros. «De lo que se trata es de añadir un mayor interés histórico a la visita turística», resumía Miguel Lage. En la reunión del patronato estuvo presente Luis del Olmo, como uno de los patronos. Los trabajos que se pretenden acometer podrían comenzar en breve, una vez que se ha tomado la decisión de darle luz verde a esta iniciativa encaminada a potenciar más la visita a Las Médulas. Ahora mismo la galería es visitable previo pago y finaliza en la citada balconada.

Fuente: Diario de León: http://www.diariodeleon.es/noticias/bierzo/la-fundacion-las-medulas-potenciara-galeria-de-orellan-abriendo-otro-tramo_666081.html

Los niveles del yacimiento de Gran Dolina abarcan un periodo de entre 1,2 millones de años y 200.000 años

Un estudio realizado desde la Universidad Rovira i Virgili de Tarragona ha permitido obtener por primera vez la cronología completa de uno del yacimiento de Gran Dolina, ubicado en la sierra de Atapuerca (Burgos) y constatar que el lugar en el que se encontraron en 1994 los restos de la especie Homo Antecessor abarcan un periodo que comprende entre 1,2 millones de años y 200.000 años.
Según informaron fuentes del IPHES (Institut Català de Paleoecologia Humana i Evolució Social) el resultado del estudio permite determinar la cronología “exacta” del yacimiento, una labor “complejaen la que se han invertido muchas horas de investigación. El trabajo ha sido desarrollado por la investigadora Davinia Moreno, quien ha presentado los resultados obtenidos en su tesis doctoral.
El estudio permite completar las dataciones que hasta la fecha se tenían del yacimiento, en el que sólo se disponía de dataciones puntuales que se habían obtenido en niveles cercanos al TD-6 en el que en el verano de 1994 aparecieron los primeros restos de la especie Homo Antecessor, con una antigüedad de 800.000 años. De este modo, ahora se sabe que el origen de la cavidad es si cabe más antiguo a la especie Antecessor, lo que hace pensar a algunos investigadores que puedan aparecer restos más lejanos en el tiempo.
Los resultados obtenidos durante la investigación son "coherentes" con los estratos que ya se habían analizado, en los que se emplearon métodos de estudio como el paleomagnetismo, la bioestratigarfía y la luminiscencia. En el caso del trabajo de Moreno se ha utilizado la técnica de la Resonancia de Spin Electrónico aplicada a cuarzo extraído de sedimentos kársticos blanqueados ópticamente (ESR-OB) por los rayos UV procedentes de la luz solar. Un método que permite que el contacto de los granos de cuarzo con los rayos UV de la luz solar, durante el transporte del sedimento, facilite la liberación de los electrones que han quedado atrapados en la muestra. De esta manera, explicó Moreno, el "reloj geológico se pone a cero y lo que datamos en el yacimiento arqueológico corresponde al momento de sedimentación del cuarzo y no al de la formación de dicho mineral.
Se trata de un hecho "novedoso", ya que nunca antes se había usado este método de datación para contextos de este tipo, aunque , y con éxito, en entornos fluviales. "De ahí, también, la importancia de los resultados obtenidos con esta investigación sobre Gran Dolina, pues hemos demostrado que es una técnica válida en este tipo de sedimentos", afirmó la investigadora.
La casa del Antecessor
La excavación de Gran Dolina se inició en septiembre de 1981 con una pequeña plataforma de 15 metros cuadrados en la parte superior. Entre ocho personas desbrozaron la parte superior y abrieron un agujero en el techo de la cueva. Sus únicas herramientas eran los picos y las palas. Actualmente su aspecto ha cambiado mucho, la plataforma se ha ampliado hasta los 80 metros cuadrados y emplea a unas 40 personas en su excavación. Un andamiaje cubre la superficie y facilita los accesos. Una serie de voladuras incontroladas obligaron a realizar una excavación de urgencia en los niveles inferiores. Las evidencias encontradas animaron a los investigadores a realizar en los años 90 un pequeño sondeo de 6 metros cuadrados que alcanzase la parte más baja. Los resultados dieron la vuelta al mundo.
Famoso por albergar los restos de la especie humana más antigua de Europa, el yacimiento de Gran Dolina es, además, uno de los más fructíferos de todo Atapuerca. En el nivel TD6 se encontraron en 1994 una serie de restos humanos, que después se definirían como una nueva especie humana, el Homo Antecessor. Después de excavar otra porción del estrato Aurora, en el nivel TD6, para dejar el corte perfectamente vertical y listo para su estudio estratigráfico, las excavaciones saldrán de este nivel para completar el conocimiento de la especie.

Fuente: El Norte de Castilla: http://www.elnortedecastilla.es/20120204/local/burgos/niveles-yacimiento-gran-dolina-201202041227.html

jueves, 2 de febrero de 2012

Castreños de la Edad del Hierro: ni tan pacíficos, ni tan iguales, ni tan primitivos (Galicia)

¿Quién vivía en los castros gallegos? ¿Cómo eran y de qué se alimentaban? ¿Cómo se organizaban? ¿Cúal era su estructura social? Estas y otras muchas preguntas son las que se hizo y a las que ha intentado dar respuesta el arqueólogo Xurxo Ayán en la investigación 'Casa, Familia y Comunidad en la Edad del Hierro del Noroeste'.
Precisamente, Ayán se centra en el estudio global de la vivienda y el espacio doméstico de los castros del noroeste de la Península Ibérica empleando datos de proyectos arqueológicos desarrollados en los últimos años en el castro de Castrolandín (Cuntis, Pontevedra), en los castros de Neixón (Boiro, A Coruña), en el castro de Montealegre (Moaña, Pontevedra), y en Campo de A Lanzada (Sanxenxo, Pontevedra).
Este trabajo, que forma parte de su tesis doctoral, dirigida por los investigadores Felipe Criado Boado, profesor de investigación del CSIC y Marco Virgilio García Quintela, catedrático de Historia Antigua de la USC, es la primera gran investigación integral sobre el modo de vida de los castreños desde hace más de tres décadas. Y con él cubre un vacío notable en la investigación sobre el mundo de los castros, actualizando el registro arqueológico que había hasta el momento.
Las comunidades castreñas desarrollaron la arquitectura en piedra más monumental de toda la Europa continental con un bagaje tecnológico muy limitado. ¿Y cómo fue posible? "Por la consolidación de un paisaje agrario desarrollado, una implantación en el territorio y el desarrollo de estructuras de parentesco extensas", apunta Ayán. Y es que los castreños no eran tan primitivos como se reflejan en los cómics, en los manuales escolares o en el imaginario colectivo.
Los castros surgieron entre los siglos X y VIII A. C. como tentativa de estas comunidades de luchar contra la jerarquización y división social. El poblado monumental era una obra colectiva, donde el asentamiento estaba por encima de las unidades familiares. En la tesis se constatan las primeras diferencias sociales en la arquitectura doméstica gracias a excavaciones como las de A Lanzada y Castrolandín. Una idea que rompe con la imagen tradicional de la sociedad castreña igualitaria, pacífica y primitiva.
¿Poligamia?
Precisamente, el tipo de estructura de las casas de la fase final del periodo castreño, antes de la conquista romana, hacen factible, según Ayán, la poligamia como mecanismo de reproducción social, como ocurrre con los grupos africanos premodernos. Por esta razón, el investigador apunta que la cultura castreña, como tal, no existió. "Convivían y malvivían comunidades muy diferentes, había una variabilidad regional tremenda, movimientos de población e influencias de muy diversa índole", apunta.
También rompe con otro de los mitos que había hasta ahora: la visión de la romanización como idea de progreso para estas comunidades. "Eso es una falacia", asegura Ayán, que aclara que muchas de las innovaciones técnicas llegaron con el comercio mediterráneo anterior o con la participación de guerreros castreños en las tropas cartaginesas, por ejemplo.
La investigación es un hito historiográfico, ya que abarca una reflexión teórico-metodológica surgida en el seno del Instituto de Ciencias del Patrimonio (INCIPIT) –órgano que integra a 50 personas que estudian el patrimonio cultural como problema científico- en la última década, conciliando Arqueología del Paisaje, Arqueología de la Arquitectura y otros marcos interpretativos desarrollados por el modelo de investigación anglosajón.
Referente en la arqueología española.
De hecho, esta línea de trabajo es un referente en el contexto de la arqueología española en la actualidad. "Rompe con el modelo anquilosado de tesis doctoral en Arqueología, fractura de lleno ese género y da lugar a una obra crítica, multivocal, que mezcla diferentes géneros", asegura el autor de la investigación, Xurxo Ayán, en declaraciones a ELMUNDO.es.
En el trabajo se destaca la importancia que la casa castreña tuvo a lo largo de la historia. Un ejemplo de ello se puede observar en las excavaciones del Monte do Castro, en Ribadumia (Pontevedra), que es un "ejemplo perfecto", según Ayán, de la "monumentalización" de un espacio doméstico en los poblados fortificados de las Rías Baixas a lo largo de la Edad del Hierro.
De los primeros tiempos de este asentamiento se han encontrado depósitos de ceniza y ornamentos de bronce entre agujeros de poste que presentan los castros. "Es un puzzle cargado de leves huellas de un período del que aún sabemos muy poco", apunta Ayán. Las cabañas, hechas con materiales perecederos, recuerdan el panorama característico de los 'hillforts' británicos o de los castros de Centroeuropa.
Precisamente, en la 2ª Edad del Hierro tiene lugar uno de los procesos más característicos del noroeste de la Península Ibérica: la petrificación de las viviendas. Nuevas cabañas circulares brotan por encima de las precedentes y, sobre estas casas, se levantará después una monumental casa-patio que imita el modelo de prestigio de aparece en las 'oppida bracarenses'.
El estudio también analiza la imagen que de la casa castreña dan los cómics, los manuales escolares, el mundo tradicional gallego, los parques arqueológicos y la cultura popular contemporánea. Un aspecto nunca tratado hasta el momento en trabajos científicos por no ser concebido cómo digno de ser investigado desde tal perspectiva.
Historia crítica
Además, la investigación abarca la primera historia crítica de la arqueología gallega, desde el siglo XVIII hasta la actualidad y constituye todo un ejercicio de recuperación de la memoria histórica de esta disciplina. Así, analiza la ruptura que supuso el golpe de estado de 1936 y reivindica la figura de arqueólogos asesinados y exiliados, como el profesor de Arqueología de la Universidad de Santiago de Compostela en los años 30, Sebastián González García-Paz, exiliado en Puerto Rico, excavador de los castros de Santa Tecla, Borneiro o Baroña.
La tesis de Ayán es, también, todo un alegato a favor de la democratización del patrimonio arqueológico gallego y a favor de una arqueología pública que incluya a los ciudadanos y comunidades locales no sólo en el disfrute de los castros sino, incluso, en el proceso de construcción del conocimiento arqueológico.
Por otra parte, Xurxo Ayán realiza en su trabajo una lectura antropológica de la evolución de las comunidades asentadas en el noroeste, desde la prehistoria hasta la romanización, aplicando enseñanzas de la experiencia etnoarqueológica desarrollada en África oriental desde 2006. Y es que este arqueólogo ha participado en varias campañas arqueológicas internacionales sobre etnoarqueología entre grupos tribales, en la frontera entre Etiopía y Sudán del Sur.
Excavaciones y campañas
En este estudio han tenido una gran importancia los datos extraídos de las excavaciones arqueológicas de urgencia desarrolladas en el marco de la corrección de impacto arqueológico de grandes obras públicas como la Autopista Vigo-A Coruña-Ferrol o el Corredor de O Morrazo.
También se ha tenido en cuenta los datos de yacimientos castreños como el Plan Director del castro de Elviña, el diseño de contenidos para el Parque Arqueológico de la Cultura Castreña de San Cibrán de Lás, o la revalorización del castro de Castrolandín (Cuntis, Pontevedra), así como los proyectos de difusión y divulgación de la arquitectura castreña del CSIC.

Fuente: El Mundo:
http://www.elmundo.es/elmundo/2012/02/01/galicia/1328109964.html

La Villa gallo-romaine de Basse-Wavre (Belgique)

http://knol.google.com/k/la-villa-gallo-romaine-de-basse-wavre-belgique#Chronologie_(26)_vestiges

La Villa gallo-romaine de Basse-Wavre (Belgique)
La plus grande Villa gallo-romaine d'Europe, à 500 mètres de chez moi ! Encore fallait-il le deviner. Aucune trace visible, aucune indication! Beaucoup de Wavriens ignorent même la présence historique de ce joyau.
Mes premières recherches au Cercle archéologique de Wavre (Belgique) m'ont donné des écrits très intéressants pour composer la «matière» de ce site. Une maquette de la Villa m'a donné l'idée de créer sa représentation 3D. Le musée du Cercle archéologiques expose bien quelques objets intéressants, mais rien de représentatif du point de vue imagerie ou hypothèse de représentation digne de ce nom.
Ce Knol est tiré de mon site Web, qui vous informera du contexte historique de la Villa, lorsqu'elle était florissante.
Avec l'aide de Monsieur R. Brulet, Professeur à l'Université catholique de Louvain (UCL) et Directeur du centre de recherches d’Archéologie nationale (CRAN), j'ai réalisé cette hypothèse de représentation 3D de la Villa gallo-romaine de Basse-Wavre.
La Gaule (ou les Gaules), en latin Gallia, est le nom donné anciennement aux territoires occupés par les Gaulois, territoires qui comprenaient la France actuelle, la Belgique et le nord de l'Italie (Gaule cisalpine). Jusqu'à la conquête romaine, de -58 à -51 av.J.-C., ce nom ne recouvre aucune notion d'unité politique ou territoriale, mais plutôt une aire culturelle et peut-être économique à l'intérieur de laquelle de fortes disparités devaient toutefois exister, ainsi que le prouve l'archéologie. A contrario, la Celtique désigne — pour les archéologues — l'ensemble des territoires peuplés par les Celtes historiques au deuxième Âge du fer dépassant le cadre de la seule Gaule (l’arrivée des premiers peuples celtiques en Europe occidentale remontant au milieu du IIème millénaire av. J.-C.)
De même le nom « Gaulois », désignant les habitants de ce territoire, couvre de nombreux peuples et une multitude d'entités ethnoculturelles jusqu'à la conquête romaine.Le nom « Gaulois » (latin galli) est attesté, quant à lui, pour la première fois sous la plume de Caton l'Ancien vers -168 av.J.-C, pour désigner les habitants de la Celtique qui avaient envahi la plaine du Pô, c'est-à-dire les habitants de la Gaule cisalpine. On sait principalement grâce à l'étymologie qu'il s'agissait bien de peuples nord-alpins.
Une relecture du plan terrier du corps de logis de la Villa gallo-romaine de Basse-Wavre et des descriptions de vestiges, associée à un réexamen du matériel permet de proposer une chronologie plus fine que celle avancée en 1905. D'emblée, l'observation de la stricte symétrie du bâtiment par rapport au bloc basilical central ainsi que la modulation rigoureuse du plan et des espaces de fonctionnement font penser à un programme architectural initial sur lequel on serait venu greffer, dans un second temps, les grands bains à l'ouest et l'énorme pièce de réception et d'apparat (plus de 80 m²), à l'est.
A l'heure actuelle, l'époque exacte de la création de la Villa reste inconnue.Son origine remonterait aux règnes des empereurs Tibère et Claude (de 14 à 54 de notre ère) comme semblent le prouver quelques objets typiques de cette période dont un fond de sigillée (Drag. 18 signé de VOLVS(IVS)). Toutefois, la phase principale de l'occupation du corps de logis est assurée dès l'époque Flavienne (69/96). Durant le Ier siècle, et vraisemblablement suite à un incendie, vinrent s'ajouter la grande pièce à l'est et le complexe des bains à l'ouest. Ce type d'aménagement en deux phases est courant dans les VILLAE du nord de la Gaule.
D'après les observations des structures archéologiques et du nombre élevé de tessons brûlés, il semble que la Villa ait été détruite par un incendie dans le courant du IIIème siècle. Cet incendie est peut-être à mettre en relation avec la période des invasions germaniques que l'on situe entre 254 et 276 de notre ère. Quelques indices tendent à prouver que le site fut réoccupé partiellement au IVème siècle, mais il est possible que ceux-ci soient simplement intrusifs.
Historiographie et mémoire collective
Depuis sa découverte en 1904, la Villa gallo-romaine de Basse-Wavre ou encore appelée localement "l'Hosté", demeure l'une des villas d'importance majeure du nord de la Gaule. Malgré des fouilles centenaires, ce vaste établissement n'est jamais tombé dans l'oubli des chercheurs, des spécialistes du monde gallo-romain, des enseignants, voire même des habitants de la région de Wavre.
Le succès de l'exposition qui lui a été consacrée en 2001 et l'enquête réalisée auprès de la population locale l'attestent à plus d'un titre. La présence de vestiges d'une habitation romaine à 200 mètres N.-E. de la ferme de l'Hôtel, à Basse-Wavre est signalée, dès 1863, par J. Tarlier et A. Wauters dans l'histoire des communes belges. Mais ce n'est qu'une quarantaine d'années plus tard, en 1904, que débutèrent les premières recherches de terrain.
Interprétations nouvelles
Depuis les années 1970-1980, et ce, malgré le manque de fouilles nouvelles, la Villa a fait l'objet de nouvelles interprétations.
On connaît mieux le contexte historique, chronologique, géographique, archéologique local de La Villa gallo-romaine de Basse-Wavre s'intègre dans un processus de romanisation de la Gaule du Nord bien connu à l'heure actuelle, mais qui ne l'était pas lors de sa découverte en 1904. Du point de vue historique, l'organisation des territoires conquis par César (-101/-44) coïncide approximativement aux deux séjours en Gaule d'Agrippa, lieutenant et gendre d'Auguste (-27/14). Ces deux séjours (-40/-37) et (-20/-18) correspondent à l'élaboration du réseau routier, à la mise en place des provinces de Gaule (Aquitaine, Lyonnaise et Belgique), à leur nouveau recensement, à l'établissement des cités et de leurs chefs-lieux. Des agglomérations constituaient des relais sur des voies principales (comme Liberchies, Braives ou Namur). La stabilité politique du Haut-Empire (-27/284) entraînera une croissance économique considérable, reconnaissable dans le rapide développement de villes comme Tongres ou Bavay, respectivement chef-lieu des Tongres et des Nerviens. Installées sur un carroyage à l'époque augustéenne, ces villes disposent d'espaces religieux (sanctuaires), civiques (basiliques, curies), et publics (forums, thermes, latrines, fontaines) dès le Ier siècle de notre ère. Au sein de ces chefs-lieux, la romanisation s'est faite de façon rapide, avec certains particularismes locaux dus aux édiles mais aussi à la population locale.

Le territoire des cités est largement exploité, notamment grâce à un réseau de communications routier et fluvial important. Petit à petit et de manière disproportionnée, la romanisation va toucher toutes les couches de la population du Nord de la Gaule. Certaines valeurs gauloises resteront (notamment en matière religieuse), tandis que d'autres (comme la langue) vont lentement disparaître. La Villa gallo-romaine illustre bien ce phénomène d'accumulation, où l'on voit progressivement l'introduction d'innovations techniques (comme les bains, les hypocaustes, les matériaux lourds) et domestiques. Cependant, d'autres types de fermes, en matériaux légers et de tradition indigène, coexistent durant toute la période romaine. Au Bas-Empire (284/476), on assiste à un renfoncement militaire du territoire le long des voies de communication et à un rétrécissement de la surface urbaine protégée par une enceinte défensive. La plupart des villas du nord de la Gaule, comme celle de Basse-Wavre, sont détruites à la fin du IIIème siècle et au début du IVème siècle de notre ère, suite aux incursions de populations germaniques.
Toutefois, certaines seront partiellement reconstruites en matériaux légers, d'autres définitivement abandonnées Comme déjà souligné plus haut, le bâtiment a été adapté à la topographie du site, avec un plan allongé flanqué dans le sens du terrain.
Le plan de la villa du type à galerie en façade, apparaît exceptionnel par ses dimensions de quelque 130 m de long, dont 110 m pour la galerie (n°1).
ce vaste ensemble.
L'extrémité occidentale du bâtiment fut constitué d'un vestiaire (n°20), d'un sauna (n°21), d’un bain chaud avec abside (n°22), d’un bain tiède (n°23) et d’un bain froid avec piscine en hémicycle (n°24).
Mis à part les deux caves (n°2-3) qui servent logiquement de réserve alimentaire, il est difficile de déterminer la fonction de la cinquantaine de pièces dont dix chauffées par hypocauste. La circulation s’organisait au départ de la galerie de la façade sud, avec en outre des accès aux deux ailes aménagées à l’arrière. Plusieurs ensembles de pièces peuvent être cernés: le corps du logis central, composé d’une grande salle carrée (n°4), d’un vestibule au sud (n°5) et d’une autre pièce au nord (n°6). A noter que celle-ci est la seule qui soit en saillit par rapport à la façade arrière du bâtiment. La grande salle centrale (n°4) et deux pièces contigües (n°9 et 10) étaient chauffées par un hypocauste. Une chaufferie (ou praefurnium) (n°11) située dans une cour extérieure au nord alimentait l’hypocauste.
Dans l’aile orientale, contigües à cet ensemble, des cuisines (no12-13-14) ont pu être identifiées en raison de la présence dans une pièce d’un foyer et d’un accès à une cave. L’extrémité de l’aile orientale était occupée par un appartement, dit «de réception». Il était constitué du corps de logis, d’une cuisine (n°18) et d’une vaste pièce sur hypocauste (n°19), la plus grande de la Villa.

Pour davantage d'information: http://knol.google.com/k/la-villa-gallo-romaine-de-basse-wavre-belgique#Chronologie_(26)_vestiges