lunes, 18 de octubre de 2010

MUSEO DE ÁVILA


El Museo de Ávila fue creado en 1913 a partir de los fondos recogidos por la Comisión Provincial de Monumentos, teniendo diversos acomodos, hasta que pasó a instalarse definitivamente en su actual sede en 1964, tras su adquisición por la Diputación Provincial de Ávila, y su rehabilitación por parte de la Dirección General de Bellas Artes, integrándose en el nuevo edificio los diversos museos hasta entonces existentes en la ciudad.
La Casa de los Deanes, excelente ejemplo de mansión señorial castellana del siglo XV, antigua residencia de la máxima dignidad del Cabildo Catedralicio, presenta su fachada estructurada en dos pisos compartidos por columnas con zapatas, y rematada por una crestería plateresca con medallones semicirculares.
Reinagurado en 1986, el museo, concebido con una idea esencialmente didáctica, expone colecciones de Arqueologia, Bellas Artes y Etnografía.
La Sección de Arqueologia, estructurada a lo largo de la planta baja del edificio, contiene una completa muestra de materiales arqueológicos ilustrativos de los distintos periodos por los que ha atravesado la provincia de Ávila desde el Paleolítico a la Edad Media..
Destacan los vasos campaniformes de Pajares de Adaja y los diversos materiales pertenecientes al Bronce Final y a la I Edad del Hierro, periodos en que el protagonismo de la provincia de Ávila resulta especialmente relevante gracias a los yacimientos de Las Cogotas, Sanchorreja o el Castillo de Cardeñosa.
Mayor relevancia tienen las salas dedicadas a a la II Edad del Hierro, la llamada cultura de los Castros, con materiales procedentes de los importantísimos yacimientos de La Mesa de Miranda y su necrópolis de La Osera en Chamartin de la Sierra, Las Cogotas, Ulaca o el Raso de Candeleda, este ultimo de reciente excavación, caracterizados por las cerámicas decoradas a peine, armas de hierro y adornos personales de bronce.
Particularmente característicos del área vettona en que se inscribe la provincia de Ávila en época prerromana serán los verracos, de los que el museo posee algunos ejemplares como los de Martiherrero.
Cabe destacar la escultura marmórea de tema marino con grupo de Tritón y Nereida procedente de la villa de Magazos, o el mosaico policromo con decoración geométrica, hallado en este mismo yacimiento.
De gran interés histórico y lingüístico resulta la excelente colección de pizarras visigodas, procedentes en su mayor parte de la localidad de Diego Álvaro, con anotaciones de textos, números o dibujos, así como el jarrito mozárabe de Balbarda, con motivos vegetales y figurados decorando su cuerpo central.

Plaza de Nalvillos, 3
05001 - Ávila

No hay comentarios: