viernes, 8 de enero de 2010

VILLALPANDO DURANTE LA EDAD DE HIERRO (ZAMORA)


El término municipal de Villalpando se localiza al noreste de la provincia, situado en plena comarca de Tierra de Campos. Bañan sus tierras los ríos Valderaduey y Alteraduey, y algunos otros arroyuelos intermitentes. Las opiniones más tradicionales, como la de Luís Calvo Lozano, ubicaban el asentamiento prerromano de Intercatia en este municipio, pero posteriores estudios, como los de García Merino, con un mayor rigor científico, llevan Intercatia a la localidad de Aguilar de Campos. Recientes estudios tratan de situar la ciudad vaccea a Paredes de Navas, mostrando buenas pruebas de ello. Dejando a un lado el debate historiográfico, y esperando a que los estudiosos del tema nos den respuestas, podemos decir que sí se han hallado en algunos pagos de Villalpando restos de cerámica de la Edad del Hierro.
Al norte del actual municipio, y cruzando el río Valderaduey, se encuentra el Teso de San Mames, un emplazamiento situado en una pequeña elevación, sin posible defensa natural, estando ubicado dicho asentamiento en la horquilla fluvial que describe el río Valderaduey, por su margen izquierda, con la orilla derecha del río Bustillo.

El actual trazado de la carretera que conduce a Villanueva del Campo, ha dañado el asentamiento, permitiendo apreciar en los cortes producidos por la cuneta, la estratigrafía del yacimiento, constituida por dos niveles de adobes, situados a un metro de profundidad aproximadamente, que deparan cerámicas a mano tipo Soto, restos de fauna y algún fragmento de molino barquiforme. Sobre esto, se advierte abundante cerámica asociada a la cultura vaccea, ya en superficie, entre la que Martín Valls menciona la recogida de un fragmento de colgante con decoración de círculos estampillados. Sevillano cita la aparición de tejas romanas a partir de una noticia oral. Con estos datos, podemos intuir la ocupación del enclave durante toda la Edad del Hierro, hasta la época de dominación Romana. Sin embargo, ninguno de ellos nos hace corresponder este pago con la famosa Intercatia.


Información facilitada por: Miguel Ángel Brezmes Escribano (Universidad de Valladolid).

No hay comentarios: